06.06.1997 - Entre la España de Maastricht y Puerto Hurraco

Los artículos de la columna de Pérez-Reverte en ‘El semanal’ y otros escritos suyos

Moderadores: Targul, Mithrand, Moderadores

Responder
Avatar de Usuario
Rogorn
Mensajes: 14497
Registrado: Jue Feb 01, 2007 12:00 am
Contactar:

06.06.1997 - Entre la España de Maastricht y Puerto Hurraco

Mensaje por Rogorn » Vie May 03, 2013 5:32 pm

ENTRE LA ESPAÑA DE MAASTRICHT Y LA DE PUERTO HURRACO
La Verdad, 8 de junio de 1997

[El periodista y escritor Arturo Pérez-Reverte, galardonado con el premio Grupo Correo de Valores Humanos, pronunció un discurso ante la Infanta Cristina, responsables de la sociedad organizadora y numerosos invitados, que reproducimos a continuación]

Soy muy perezoso para discursos de agradecimiento oficial, y además se me dan fatal. Quisiera, eso sí, matizar antes que nada que este premio me lo entrega el Grupo Correo bajo su exclusiva responsabilidad, y que yo me declaro por completo inocente de los antecedentes y las consecuencias.

En cuanto a lo que pienso de ello, en noviembre de 1995 publiqué un comentario, precisamente en ‘El Semanal’, donde quedaba muy clara mi posición respecto a este suplemento, para mí ya entrañable, en el que escribo cada domingo desde hace casi cuatro años. Un comentario del que por no repetir conceptos y sobre todo por ahorrarme contar de nuevo lo que ya conté entonces, me van a permitir que cite un par de párrafos:

Durante veintiún años fui reportero –escribía yo entonces-, y entre unas y otras épocas traté con empresas y directores de todo tipo y pelaje: cobardes y valientes, abyectos y magníficos, corazones de oro y ratas de alcantarilla. Y lo cierto es que de todos ellos, de una u otra forma y sin ninguna excepción, hube de soportar en algún momento reservas, presiones o intentos de orientar mi trabajo. Eso nada tiene de extraño, pues este oficio incluye, entre otras cosas, ese tipo de situaciones por activa o pasiva, y el periodista que se proclame virgen es un cínico o es un imbécil. Con eso quiero decir que ni se me pasa por la cabeza que ‘El Semanal’ esté hecho por hermanitas de la Caridad. Pero hay un par de cosas que son verdad y que puedo afirmar hoy sin el menor reparo. En ‘El Semanal’ me he venido despachando a gusto, y como dijo aquel, ni reconocí sagrado, ni en distinguir me he parado al clérigo del seglar. Por eso, mis ajustes de cuentas semanales pueden calificarse de cualquier otra cosa menos de cómodos para quien los alberga. Pues ni una sola vez –ni una- en todo este tiempo alguien del Grupo Correo me ha dicho ojos negros tienes, córtate un poco, o te has pasado varios pueblos. Ni siquiera cuando llegan cartas indignadas mentándome a la madre, o mis artículos ponen en peligro importantes campañas de publicidad de las que dejan mucha pasta, me dirigen reproches ni dicen ay. Ésa es la verdad. Escribo con tan absoluta libertad que a veces me asombro de que me dejen.

Eso es lo que escribí en noviembre de 1995. Y desde entonces todo ha seguido igual. E incluso por causa de mis comentarios semanales no siempre comedidos ni piadosos, me consta que alguien ha tenido a veces que enfrentarse a algo más que las quejas de indignados anunciantes de marcas comerciales o grandes almacenes. Eso en cierta forma me fastidia, porque no me gusta estar en deuda con nadie, y mis cuentas las pago al contado. Y todo esto –entre otras cosas hoy estoy aquí por esa razón- me obliga moralmente y me hace apreciar, más incluso de lo que mi independencia personal quisiera, a la gente que tiene el valor y el aplomo suficientes para respetar y hacer respetar mi modesta parcela de libertad semanal, aunque me consta que no siempre, ni mucho menos, comparten mis personales y muy viscerales puntos de vista, lo cual los honra mucho más todavía.

Un par de cosas antes de terminar con estas palabras de agradecimiento: la primera es que desde mi subjetivo y parcial punto de vista a veces y en España matar moscas a cañonazos es mejor que no matarlas o darles de refilón y que sigan fastidiando en absoluta impunidad. A lo mejor ese es nuestro problema. Por el qué dirán, por el no vayan a pensar que yo soy menos demócrata que mi vecino, por ser todos como somos, tan exquisitamente correctos, tan demagógicamente correctos, por no matar las moscas dañinas, al final siempre éstas terminan por comernos y corrompernos, haciéndonos vivir en un mundo artificial, en una España irreal que nada tiene que ver con la realidad realmente real. Una España que convierte la otra, la auténtica de cada día, la del hombre de la calle, en huerto fácil para los manipuladores de la historia, la sociedad y la política, para los mercachifles oportunistas y para los canallas. O para los analfabetos y los estúpidos, que a veces son aún más peligrosos, a pesar de su buena voluntad. Porque peor incluso que los demagogos y los malvados es la ignorancia aliada con la estupidez y con el poder.

La otra cosa que quería mencionar se refiere al lenguaje. Y sin escudarme en Quevedo o en Góngora, pues sería sacrilegio, diré que ser política o lingüísticamente correcto a estas alturas y en España se me da una higa, como diría el señor de Quevedo. Justo en los clásicos de la lengua castellana aprendí que el taco, el exabrupto, la brutalidad verbal, es para algunos el único grito de guerra posible, la única protesta eficaz. Un aldabonazo. Un puñetazo sobre la mesa que a algunos nos desahoga y nos consuela de vernos impotentes ante esa estupidez, esa ignorancia, esa demagogia o ese poder, o todo eso junto, que a menudo nos acosan, nos gobiernan e incluso nos desgobiernan. España –salvo en contadas y felices excepciones, Alteza Real- fue casi siempre el país de los buenos vasallos que nunca tuvieron buenos señores. Y ahora cada día nos borran la memoria para sustituirla por una estúpida papilla light de diseño, consiguen que nos avergoncemos de utilizar abiertamente la palabra “patria” y nos condenan a la España insolidaria, navajera y resentida de siempre, cuya capital no es Maastricht, sino Puerto Hurraco.

Frente a esos demagogos, esos analfabetos recalcitrantes, esos falsificadores de la historia que siempre se las ingenian para envilecer nuestra cultura y nuestra vida, algunos no se resignan a callar. Los días que me levanto con ganas de bronca y me pongo a teclear determinados artículos para ‘El Semanal’ intento a veces ser uno de esos que no se resignan, y librar al menos mi particular batalla. Equivocada o excesiva a veces quizás, pero me da igual. Creo que lo importante, aunque la batalla esté perdida de antemano, es librarla, es pelear. Y al menos, aunque venga la derrota, dejar al poderoso adversario que nos venza con las narices sangrando.

No todos tenemos vocación de mártir ni de oveja, y una parte no desdeñable de ese desahogo, de ese ajuste de cuentas, de ese combate personal, de ese saludable ejercicio higiénico de al menos maldecir en arameo, puedo conseguirla gracias a esta página que el dominical del Grupo Correo pone a mi disposición cada domingo, y que me permite el lujo exquisito de honrar a quienes estimo y también elegir minuciosamente a mis enemigos. Por eso, considero de justicia decirlo aquí alto y claro, al tiempo que agradezco la distinción con la que hoy me veo honrado.

Imagen

Avatar de Usuario
Rogorn
Mensajes: 14497
Registrado: Jue Feb 01, 2007 12:00 am
Contactar:

Mensaje por Rogorn » Vie May 03, 2013 5:34 pm

Citas con el libro
El País - 03/06/1997

Coincidiendo con la 56ª Feria del Libro, el Consejo de Administración del Grupo Correo ha concedido al escritor Arturo Pérez-Reverte el II Premio Correo a los valores humanos al considerar que reúne méritos excepcionales en su labor profesional y una singular proyección social". Y añade: "Pérez-Reverte no es sólo uno de los escritores con más lectores en España, sino en países tan diferentes como Suecia, Argentina o Estados Unidos". El galardón, una talla de Andrés Nagel, le será entregado el próximo viernes en un acto, en Madrid, presidido por la infanta Cristina y al que asistirán representantes de la cultura, la política, la empresa y los medios de comunicación. La edición anterior fue obtenida por la historiadora Carmen Iglesias. Pérez-Reverte, autor, entre otros títulos, de 'La piel del tambor', 'El capitán Alatriste', 'El maestro de esgrima' o 'El club Dumas', es colaborador habitual de 'El Semanal', suplemento dominical de esta cadena de periódicos.

--

Alejandro Echevarría: "Queremos un nuevo modo de hacer periodismo"
El País - Madrid - 07/06/1997

El consejero delegado del Grupo Correo, Alejandro Echevarría, aseguró ayer que su grupo pretende "contribuir a crear un nuevo modo de hacer periodismo en este país". Echevarría hizo esa manifestación durante la entrega al escritor Arturo Pérez-Reverte del II Premio Correo a los valores humanos. El consejero delegado de un grupo que edita 10 periódicos regionales explicó que en el proceso que les ha llevado a participar en Tele 5 todavía queda camino por recorrer: "Aún hay pasos que dar para aplicar en la citada cadena la coherencia interna del grupo" afirmó. Y tras hacer un llamamiento a los intelectuales en la dirección de "reformular la comunicación en España para impulsar la libertad y la tolerancia", explicó que su empresa "busca el respeto en un mundo convulso, en el que los grandes grupos van hacia la globalización, agrupando sinergias para llegar a alianzas multimedia".

La infanta Cristina, que entregó el galardón, alabó el estilo periodístico del Grupo Correo que "responde a las necesidades y esperanzas de nuestro tiempo". Y finalmente hizo votos para que los medios de comunicación "contribuyan al sosiego de la vida española".

El escritor premiado, Arturo Pérez-Reverte, dijo que ha estado escribiendo cuatro años en 'El Semanal' [suplemento dominical del Grupo Correo], sin que nadie le haya dado nunca una sola directriz. "Siempre he trabajado con absoluta libertad y eso se agradece", añadió. "No es un premio protocolario, porque me lo da gente a la que respeto mucho".

---

Doña Cristina entregó a Pérez-Reverte el premio del Grupo Correo
Clara Isabel de Bustos - ABC - Madrid - 07/06/1997

Su Alteza Real la Infanta Doña Cristina entregó ayer al escritor y periodista Arturo Pérez-Reverte el premio Grupo Correo, un galardón destinado a distinguir los valores humanos. En sus palabras, Doña Cristina recordó que son los valores humanos "de los que se nutre y debe apoyarse nuestra civilización". El premio, que distingue cada año a aquellos que destaquen por sus valores humanos, consiste en una escultura de Andrés Nagel. En esta segunda edición del premio Grupo Correo se ha querido galardonar la trayectoria periodística y literaria de Arturo Pérez-Reverte y su compromiso con una serie de valores que se consideran indispensables en nuestra sociedad. En su intervención, Doña Cristina recordó que con este galardón el Grupo Correo extiende su vocación más allá de la información para adentrarse en la promoción de la cultura y la creatividad. Y el vincularlo a los valores humanos "de los que se nutre y en los que debe apoyarse nuestra civilización" demuestra "vuestro compromiso con un estilo de comunicación que responde directamente a las necesidades y esperanzas de nuestro tiempo". Del galardonado, Doña Cristina destacaría el conjunto de experiencias que ha acumulado a lo largo de su trayectoria periodística, y su capacidad para ofrecer "una serie de retratos ingeniosos, envueltos en un estilo directo y luminoso" que provoca al lector "con su inconformismo irónico y siempre inteligente". Un inconformismo que destacaría el propio Pérez-Reverte, al reafirmar la independencia de sus juicios -que cada domingo vierte en 'El Semanal', del Grupo Correo-. Unos juicios que califica de "lujo", puesto que puede "honrar a quienes estimo y elegir mis enemigos". Sus palabras serían una diatriba contra quienes "falsifican la historia" o quienes convierten a la ignorancia en aliada perfecta de los demagogos. "Lo importante -dijo- es pelear, aunque después venga la derrota. Aunque sea, dejar al enemigo con las narices sangrando".

Avatar de Usuario
nexus6
Mensajes: 6532
Registrado: Mar Sep 30, 2008 11:00 pm

Mensaje por nexus6 » Vie May 03, 2013 7:22 pm

Gracias, Boss.
Yo he visto cosas que vosotros no creeríais. Atacar naves en llamas más allá de Orión. He visto Rayos-C brillar en la oscuridad cerca de la Puerta de Tannhäuser. Todos esos momentos se perderán en el tiempo como lágrimas en la lluvia.Es hora de morir

Avatar de Usuario
El_Curioso_Impertinente
Mensajes: 6241
Registrado: Dom Dic 07, 2008 12:00 am
Ubicación: Regne de Mallorques

Mensaje por El_Curioso_Impertinente » Vie May 03, 2013 8:58 pm

¡Con la infanta imputada! Luego debió de comprobar que seguía llevando el reloj y la cartera. :twisted:
Todos los seres humanos cometen errores, pero algunos seres humanos cometen más errores que otros y a ésos se los llama "tontos" (Fray Guillermo de Baskerville).

Avatar de Usuario
viveDios
Mensajes: 455
Registrado: Lun Ene 29, 2007 12:00 am
Ubicación: León

Mensaje por viveDios » Sab May 04, 2013 8:08 pm

Qué ironías tiene la vida. ¿verdad, Curioso? yo pensé lo mismo.
El miedo que tengo es saber si ahora estamos mas cerca de Maastricht o de Puerto Hurraco.
"La magia de la vida son los encuentros"
Alberto García-Alix

Avatar de Usuario
El_Curioso_Impertinente
Mensajes: 6241
Registrado: Dom Dic 07, 2008 12:00 am
Ubicación: Regne de Mallorques

Mensaje por El_Curioso_Impertinente » Dom May 05, 2013 5:19 pm

De Sierra Morena :?
Todos los seres humanos cometen errores, pero algunos seres humanos cometen más errores que otros y a ésos se los llama "tontos" (Fray Guillermo de Baskerville).

Avatar de Usuario
remolina
Mensajes: 5017
Registrado: Jue May 03, 2007 11:00 pm
Ubicación: León

Mensaje por remolina » Lun May 06, 2013 8:57 am

viveDios escribió:El miedo que tengo es saber si ahora estamos mas cerca de Maastricht o de Puerto Hurraco.


De Puerto Hurraco, siempre. :wink:
"Aprecio a esos cabrones" APR

Avatar de Usuario
Ada
Mensajes: 5717
Registrado: Jue Ago 16, 2007 11:00 pm
Ubicación: Madrid
Contactar:

Mensaje por Ada » Lun May 06, 2013 11:37 am

la Infanta escribió: los valores humanos "de los que se nutre y en los que debe apoyarse nuestra civilización"

Me voy al rincón del chiste :lol:
Consuela saber que nadie a quien amas se quema en lo que arde. http://adacaramelada.blogspot.com.es

Responder